Una buena preparación física en las embarazadas

Resulta necesario para el buen despemeño en el parto

El parto es una tarea ardua y difícil desde el punto de vista tanto psíquico como físico. Por eso es fundamental preparar el cuerpo para ese momento. Una buena preparación física ayuda a las embarazadas a prepararse para un parto normal.

Realizar actividad física es necesario, pues el sedentarismo al que el embarazo somete a las mujeres resta elasticidad y debilita los músculos que habrán de ejercitarse para realizar un buen desempeño en el trabajo de parto. Entre algunos de los principales ejercicios encontramos:

Elongación de pantorrillas y de cadera

Para realizar este ejercicio debes colocarte en cuclillas apoyando la planta de los pies en el piso y con la columna erguida, así se sentirá la elongación de los músculos gemelos que se encuentran en las pantorrillas. No hace falta que se logre a la primera, este ejercicio toma su tiempo y hará falta varias semanas, pero se puede aprovechar la oportunidad de hacerlo cada vez que haya algo por recoger del piso.

Ejercicios para el periné

En el periné existe buena cantidad de músculos en la base del abdomen o piso pelviano; estos soportan órganos como la vejiga, el útero y los intestinos y sufre mucha tensión durante el parto.

Primero debes identificar la zona del periné y ejercitarlo para evitar incómodas fugas de orina al toser, estornudar y reirse. El ejercicio puede realizarse sentada o acostada, contrayendo los músculos perineales como intentando detener el chorro de orina o como queriendo elevar algo dentro de tu vagina. Debes mantener dicha contracción el mayor tiempo posible, hacer unas 10 repeticiones y al menos tres veces al día.

Ejercicios de relajación de cadera y piernas

Para este ejercicio es necesario colocarse en posición de Buda por favorecer la buena postura de la columna y la relajación de la cadera y las piernas, la elongación de pelvis y la irrigación de la parte inferior del cuerpo, cosas bastante necesarias al momento del parto.

Se debe iniciar apoyándose en una pared y sentarse sobre un cojín, se juntan las plantas de los pies y se apoyan los codos sobre los muslos para ejercitar la cadera. Una vez acostumbrada a esta postura es recomendable emplearla para realizar los ejercicios respiratorios o para leer, pues supone gran facilidad para las mujeres embarazadas.

Es importante mencionar que al realizar estos ejercicios no se debe exceder el límite y agotarse inconscientemente, si surge algún tipo de molestia o dolor abandonar inmediatamente el ejercicio.

| |

Más información sobre:
, .

Comentarios de los lectores

Hay un comentario para “Una buena preparación física en las embarazadas”

  1. el 16 Feb 2011 a las 23:09angie carolina

    yo opino que seria bueno que colocaran mas información sobre los temas porque muchas veces no se encuentra lo que se esta buscando y quedan las tareas incompletas por esta razón me gustaría que colocasen mas información

    MUCHAS GRACIAS …

Escribe un comentario

Si tienes una consulta y quieres obtener respuestas. Puedes utilizar la sección Consultas o el foro de Saludisima.